jueves, 28 de octubre de 2010

Sin cambios

Había decidido acabar con el blog; lo llevaba rumiando un tiempo en silencio, sin comentarlo con nadie, porque realmente pensaba que no me satisfacía lo que aquí estaba haciendo, un chorro de cosas muchas veces sin sentido, comentarios de películas, vídeos, historias sin terminar... En fin, un batiburrillo prescindible y que me ahorraría la que entendía como obligación de publicar de vez en cuando para que no cayera en el abismo.
Lo había pensado y lo tenía casi decidido, hasta que me puse a repasar todo el blog, desde sus orígenes (cuando éramos sólo tres o cuatro amigos "físicos" los que comentábamos las fiestecillas que nos pegábamos) hasta ahora, y al final he decidido que no lo iba a borrar porque este blog define cómo soy yo realmente, sin trampa ni cartón: una mezcla nada ortodoxa de ideas, de gustos, de pensamientos y tonterías, un caos como mi vida, un poco de sin sentido, una aprendiz de todo pero maestra de nada, un montón de ideas que no llegan a explotar.
Y no lo digo amargamente, ni mucho menos, ni quiero que nadie venga a decirme  ¡que va!, que  esto es maravilloso, porque ya lo digo yo: es maravilloso desde el momento que he comprendido que me identifica realmente tal y como soy en mi vida "física", con mis altos y mis bajos, mis perezas y mis trabajos, mi alegría y algunas veces mi tristeza (pero pocas, ¿eh?), en fin, con todo lo que soy.
Ahora sólo me falta proyectar aquí todo lo que quiero ser, para hacerlo también en realidad, aunque eso lleve consigo entradas sin ton ni son, hablar de una cosa y luego de otra, no tener una "línea editorial" que me refleje porque todavía no la he encontrado. Quizá sea ya el momento, quizá no. ¿No dicen eso de que nunca es tarde? Seguiré buscando y mientras iré llenando esto de mis cosas, para luego releer y comprenderme un poquito mejor. Una terapia que no me va a costar muchos "cuartos", jejeje.

8 comentarios:

Xibeliuss dijo...

A mí me pasó algo parecido: borré las primeras 15 ó 20 entradas del blog porque no encontraba "la línea editorial"... más teniendo en cuenta que el objeto del otro, "Días en Sanabria", está muy definido. Al final llegué a conclusiones muy parecidas también a las tuyas: esto es un desahogo y ese es su valor.
Así que mientras resulten divertidos, a nosotros los primeros, pues adelante con ellos.
Abrazos

almalaire dijo...

Que manía de andar cerrando cosas...ni que fueras un concejal...

Seve, a mi esto me hace falta, hasta cuando pasan los meses y ni tú te acuerdas de que lo tienes, o cuando desapareces y podemos venir aquí y saber que como te dijo el blogue (aquí va el símbolo del copyright, pero no lo encuentro y sino lo digo luego pretende cobrarme)no estás lejos, sólo ausente.

Y bueno, sí , también es más barato que ninguna terapia, jaja.

Un beso

aratz dijo...

Seve, por dios!!! los cambios hay que hacerlos poco a poco, y no se puede ir cerrando todo lo que nos rodea a la vez, y menos lo que nos alegra las noches. Que más que un concejal, que dice alma, vas a parecer la brigada de la policia local cerrando antros nocturnos.

Que te queremos, y que es una alegría tener este txoko nocturno acompañandonos.


Mil besos guapa

SubHatun dijo...

Nadie cierra nada, se inauguran cosas... ¡Queda inaugurado este pantano!

Puede ser divertido proyectar el futuro, sobre todo para ver como luego se hace todo lo contrario, y, sobre todo, para ver como sin hacer nada de lo proyectado uno pude ser inmensamente feliz

Porqe la felicidad no esta en los proyectos, sino en lo momentos, en cada instante

muchos besos preciosa

severinne dijo...

Xibeliuss, me ha sorprendido que en un principio tampoco encontraras tu línea, algunas veces soy tan sumamente egocéntrica que creo que lo que me pasa no le ha pasado ni le pasa a nadie más. Me conforta y me ayuda saber que no es así.
Un abrazo y gracias siempre por venir.

Alma, tu si que haces falta ;-)

Aratz, nada más que por saber que habrías vuelto a este sitio, debería haberlo escrito mucho antes.
Ahora, que creo que no te voy a poder perdonar que me compares con la brigada de la poli local que cierra antros nocturnos. ¡Yo cerrando antros nocturnos! ¿Donde me metería entonces?
No se si podré superarlo, que lo sepas, aunque ahora te envíe un millón de besos (si es que además de egocéntrica soy una hipócrita :P)

Sub,cierto, la felicidad está hecha de trocitos, como las mantas esas que hacen las americanas. A ver si consigo más trocitos y hago una bien grande.
Que te quiero mucho.

BLANCO dijo...

Me sobran tres o cuatro líneas editoriales. Pide por esa boca, anda.

severinne dijo...

Jo, Blanco, si supiera lo que pedir, pediría, no lo dudes, pero no lo tengo naaaada claro, jejeje.
Un besazo.

Jose Lorente dijo...

A mí me gusta esto tal como está, sin líneas editoriales. Por cierto, ¿qué es eso?
Un abrazo.